fbpx

Baselworld 2016: El sonido extraordinario de Breguet Tradition Répétition Minutes Tourbillon 7087

En 2015, Breguet desveló el resultado de varios años de investigación en el campo de la acústica. Con el modelo Tradition Répétition Minutes Tourbillon 7087, una pieza revolucionaria, Breguet alcanzó el reto que hasta entonces no había logrado, diseñar un reloj entorno a un sonido predeterminado. Con esta idea, creó una pieza con un sonido de pureza y tonalidad extraordinarias. Hoy, el modelo Tradition Répétition Minutes Tourbillon mejora la sonoridad y el funcionamiento. Es la versión definitiva de la pieza.

Este modelo es una suma de innovaciones. Utilizando sintetizadores especialmente desarrollados, los ingenieros probaron más de 200,000 combinaciones de frecuencias que luego han clasificado en categorías según criterios psicoacústicos. Este guardatiempo puede presumir de contar con seis nuevas patentes y cinco nuevos elementos principales que nunca han sido vistos anteriormente en un mecanismo de reloj con repetición de minutos.

Tradition-post1

Los muelles-timbres, elementos esenciales de las piezas con repetición de minutos e invento de Breguet, tienen un diseño y un aspecto totalmente nuevos. Ahora están unidos a la luneta, y los martillos los golpean verticalmente. Esta innovadora construcción cumple con el principio según el cual el cristal de zafiro y la luneta dejan que el sonido irradie de forma óptima al vibrar verticalmente. Al golpear los timbres de abajo a arriba, los martillos favorecen la transmisión de la vibración hacia los elementos resonantes, y luego su difusión en el aire. La estructura de los martillos esconde también una innovación. Al golpe del martillo, el muelle-timbre vibra. Para evitar un rebote del martillo que atenúa la vibración del timbre, los relojes con repetición de minutos tradicionales están equipados con un mecanismo de amortiguación. Estos montajes tienen la desventaja de consumir una parte de la energía disponible para los golpes. Para resolver estos problemas, Breguet ha inventado un amortiguador semiactivo, que actúa después del golpe evitando un doble golpe, y logrando que la energía inyectada en los timbres durante los golpes se optimice al máximo.

Los muelles-timbres del modelo Tradition Répétition Minutes Tourbillon tiene forma de lóbulos, con dimensiones especialmente calculadas para enriquecer el sonido y prolongar su duración. Han sido fabricados con la misma aleación que la caja, en oro rosa u oro blanco, y posteriormente rodiados y colocados sobre la luneta del reloj, para favorecer la resonancia de la repetición de minutos. La luneta está provista de tres pilares unidos a la caja. Al disponer estos pilares de cierta libertad de movimiento, la luneta y el cristal de zafiro pueden vibrar en resonancia con los timbres.

Posee una cámara acústica situada en el propio canto cuya función es aumentar el nivel sonoro de la repetición de minutos al mismo tiempo que filtra los ruidos que podrían proceder del mecanismo.

Esta vez Breguet ha optado por una membrana de oro sobre la que se fijó un cristal de zafiro que ofrece unas vistas impresionantes del movimiento.

A todas estas innovaciones, se añade un regulador magnético que se desarrolló basándose en el diseño ya existente del modelo Classique La Musicale. Este sistema patentado se compone de cabezas perdidas de plata rodeadas por unos imanes colocados en la circunferencia del regulador. Este nuevo y extraordinario reloj tiene un tourbillon cuya carga automática se realiza gracias a una masa oscilante de platino situada en la periferia del calibre. La activación de la sonería, que por lo general se efectúa mediante un gatillo, se acciona aquí con una simple presión sobre el pulsador de bayoneta. La energía necesaria se transmite a la repetición mediante una cadena. Este modo de transmisión recuerda al del célebre reloj N.o 160 fabricado para la reina de Francia, María Antonieta, y producido de nuevo por Breguet en 2008.

No Comments Yet

Comments are closed