El año que Hans Wilsdorf tomó Ginebra

Cinco episodios históricos no tan conocidos para entender que Rolex es la firma líder en relojería. En 2019, se cumplen 100 años del viaje de Hans Wilsdorf a Ginebra, donde finalmente se establecería. Un año después nacía Montres Rolex S.A. en Bienne en 1920. “En aquel momento, no solamente aún no se había adoptado esta moda, sino que incluso era motivo de burla (…) los relojeros de todos los países se mostraban escépticos y presagiaban un fiasco total del reloj de pulsera”, llegó a comentar el visionario fundador de la casa de la corona. Con tan sólo 24 años, su primera compañía Wilsdorf & Davis ya operaba en Londres con entusiasmo inigualable. “El reloj de pulsera ofrecía grandes posibilidades, en un país deportivo como Inglaterra y sus colonias”. Aquí repasamos cinco decisiones reveladoras que explican el éxito de la firma.

-A pesar de haber registrado la marca Rolex en 1908, Hans Wilsdorf no cambió el nombre de la compañía de Wilsdorf & Davis Ltd. a Rolex Watch Co. Ltd. en 1915. Aparentemente, lo hizo después de la Primera Guerra Mundial por la dificultad que conllevaría el uso del alemán en Inglaterra para el desarrollo de una marca. El fundador de Rolex nació en Kulmach, Baviera.

El Primer Oyster Perpetual de Rolex.

-El icónico logo de la corona de cinco puntos queda definido en 1925 y finalmente registrado en 1931. Por primera vez aparece en los Rolex durante los años 30 y sustituye a las 12 horas en el dial. A partir de los años 50, también la corona del reloj exhibe el logo. En su origen, aparecía el nombre en el dial. Una máxima que Wilsdorf con astucia fue ganando a los joyeros de la época, que querían sus nombres bien visibles en los relojes, no la marca que los fabricaba.

Página del periódico con la hazaña deportiva de la nadadora británica.

-En 1926, el mítico Oyster aparece con primera caja totalmente hermética. Y tras la hazaña de la primera embajadora de una firma relojera, la nadadora Mercedes Gleitze cruza el Canal de la Mancha, el primer anuncio de un reloj en un periódico. El Daily Mail vislumbra “la marcha triunfal del Rolex Oyster por todo el mundo”. Lleva haciendo 100 años lo que todas las firmas de relojería ponen en práctica actualmente: producto, embajadores o amigos célebres y publicidad en los mass-media.

 

Una entrevista en tv justo un año antes de su fallecimiento.

-Un personaje carismático que ya aparecía en televisión. Concede una entrevista cuando la pantalla aún era blanco y negro el 19 de septiembre de 1959 -un año antes de morir-. En 1945, ya había establecido la Fundación Hans Wilsdorf que aún, actualmente, sigue siendo la propietaria de la firma. Un consejo dirige y parece salvaguardar en conjunto su espíritu y figura. Hoy la firma está encabezada por Jean-Frederic Dufour en funciones de CEO.

Rotor Oyster Perpetual del calibre automático.

-En 1977, lanzó el modelo Oysterquartz con un movimiento 100% Rolex. La casa formó parte activa del lanzamiento del Béta 21, el cuarzo suizo. Sin embargo, permaneció fiel al reloj mecánico en su producción. El aura de Wilsdorf no se había desvanecido. La moda no se sigue, mejor se dicta. Ya en 1931, Rolex implementaría la invención del movimiento automático. Existía este sistema tipo “bumper” que alimentaba la cuerda de un reloj sin necesidad de usar la corona. Pero la manufactura consiguió que el rotor pudiera libremente girar en los dos sentidos 360º grados. Prodigio mecánico, resistente y preciso. Wilsdorf en los altares eternos de la relojería.

 

No Comments Yet

Comments are closed