Bell & Ross presenta su nuevo reloj con camuflaje militar

Hace exactamente una década, Bell & Ross impulsó su reputación como firma creadora de relojes instrumento al convertirse en aliada de unidades de protección francesas de élite, como el Grupo de Intervención de la Policía Nacional (GIGN por sus siglas en francés) o el RAID (siglas francesas para búsqueda, asistencia, intervención y disuasión), quienes requerían relojes precisos y discretos para sus misiones. Es así que en 2007 nació el concepto Phantom, primer reloj camuflado de la casa de origen galo.

Un par de años después llegaría la colección Commando, que ampliaría sus redes al campo militar. Ambas familias de guardatiempos estaban inspiradas por la instrumentación aeronáutica, al tiempo que se convirtieron en precursoras del uso de revestimiento de camuflaje en la carátula. Hoy aparece un nuevo miembro de este grupo élite: el BR03-92 Black Camo.

La novedad que presenta esta pieza es un original revestimiento tricolor de inspiración militar, pues la esfera contiene una amalgama de grises mate, mientras la caja y correa se presentan en color negro. Además contiene tecnología que lo hace indetectable, especialmente durante la noche, gracias a que se le aplicó un tratamiento anti-reflejante particular. Este hecho no afecta en nada la legibilidad del reloj, pues cuenta con fotoluminiscencia en agujas, índices y cifras.

En su interior cuenta con un movimiento de cuerda automática calibre BR-CAL.302., mientras que en la esfera, una ventanilla colocada entre las 4 y 5 horas muestra la fecha. La esfera es tipo sándwich, compuesta por dos placas superpuestas. Tiene  funciones de horas, minutos y segundos, caja de 42 mm de diámetro, es hermètico hasta 100 m, con cristal de zafiro con tratamiento anti-reflejante, correa de caucho negro con tela sintética ultra resistente y hebilla ardillón en acero con acabado PVD negro.

 

No Comments Yet

Comments are closed