Breitling domina la precisión con el nuevo Chronoliner B04

Medir los tiempos de vuelo de manera precisa resulta una tarea ardua cuando los pilotos deben enfrentar distintos husos horarios. Pero ese problema está a punto de quedar en el olvido gracias al nuevo Chronoliner B04 de Breitiling, reloj capaz de adecuarse a la diferentes horas del planeta.

Esta máquina de elegante uniforme azul aurora (esfera) y oro rojo de 18 quilates (caja), lleva en su interior el calibre de manufactura B04, dotado con certificado COSC, cuyo poder garantiza más de 70 horas de reserva de marcha.

Además de sus cualidades internas, este reloj destaca por sus funciones y sencillez. Por ejemplo, el ajuste de la aguja principal de horas locales se efectúa simplemente al tirar de la corona y girarla en alguno de los dos sentidos. Así se dan saltos de hora sin perder precisión en el minutero, al tiempo que la fecha cambia automáticamente hacia delante o atrás, según se decida.

Mientras lo anterior sucede, su aguja con extremo rojo conserva la hora del lugar de origen en un formato de 24 horas, lo que permite diferenciar el día de la noche. El bisel giratorio de cerámica ultradura e irrayable, indica a voluntad un tercer huso horario, también en formato 24 h.

Es automático, con función cronógrafo, totalizadores de 30 minutos y 12 horas, calendario, resistencia al agua de 100 m, cristal de zafiro abombado con anti-reflejante, diámetro de 46 mm y brazalete de caucho Aero Classic. Es una edición limitada a 250 ejemplares.

 

No Comments Yet

Comments are closed