El gran escape de MB&F

La colección Legacy Machine de MB&F nació en 2011 como una suerte de experimento por parte del fundador de la casa, Maximilien Büsser, quien un día se preguntó “qué pasaría si hubiera nacido en 1867 en vez de 1967”. El resultado es una familia de relojes de pulsera apegados a la tradición relojera, pero siempre con el toque de innovación y rebeldía de la empresa de Büsser.

A pesar de que dicha colección ha visto pasar por sus distintos modelos varias funciones, complicaciones y atributos estéticos, posee una constante técnica: la rueda de balance se mantiene, literal y metafóricamente, por encima de todas las partes que conforman el reloj. Esta sello distintivo hoy se eleva a una categoría y nivel técnico superiores con la Legacy Machine Split Escapement, nueva creación de MB&F.

Debajo del punto más alto del cristal en forma de cúpula se encuentra el balance LM SE que late al tradicional ritmo de 18,000 alt/h. Lo que no resulta para nada tradicional es la construcción del propio balance, pues contrario a la mayoría de las ruedas de balance suspendidas, parece oscilar por sí mismo, sin ninguna ingesta visible de energía. Esto se debe a que cuenta con un par de componentes especiales del escape (ancla y rueda), las cuales proporcionan el impulso necesario, al tiempo que permanecen ocultas en el lado opuesto del movimiento, casi 12 mm por debajo.

Esta proeza mecánica requirió una concentración absoluta en cuanto a la estabilidad de construcción, pues hubo que hacer significativos recortes a sus dimensiones, ya que cualquier elemento sobrante hubiera arruinado la manufactura. Para asegurarse que no exista ninguna falla con el reloj, los artesanos, una vez descubiertas las medidas correctas, incorporaron dos joyas anti-shock en cada una de las partes del escape, así como un puente fijado en dirección contraria de la rueda de balance, para un óptimo ajuste.

Esta máquina relojera se presenta en caja de oro blanco, pero con 4 versiones de carátula, limitadas a 18 piezas cada una: azul, rutenio, oro rosa u oro amarillo. Todos los relojes comparten un movimiento desarrollado por Stephen McDonell para MB&F, reserva de marcha de 72 horas, funciones de horas y minutos, indicadores de fecha y reserva de marcha, pulsador para ajustar la fecha, 44 mm de diámetro, resistencia al agua de 30 metros, cristales de zafiro tanto en la carátula como en el fondo de la caja y correas café o negra de piel aligator con broche de oro blanco.

 

 

No Comments Yet

Comments are closed